La Bohème

Hay lugares que se te clavan en la piel formando parte de tus tejidos vitales para siempre.

IMG_6272

Hoy tuve una reunión de trabajo y terminé sin saber muy bien si fue mal o bien. Empezando de cero una vez más, esta vez en París, ciudad ya vivida hace años en la que nunca decidí quedarme lo suficiente para sembrar tablas, pantallas y celuloide…

La cita era en el 18, mi primer barrio y el que siempre será mi barrio parisino. Allí llegué sin saber francés y me fui cantándolo. Allí descubrí las aceras asfaltadas con los riachuelos de agua bajo el escalón, los taxis oscuros, el vino francés, les plats du jour, les croissants… Con sus casas de pueblo y sus flores colgando. Muros de piedra y escaleras al cielo. Calles bohemias…

Quand au hasard des jours
Je m’en vais faire un tour
A mon ancienne adresse
Je ne reconnais plus
Ni les murs ni les rues
Qui ont vu ma jeunesse

Hoy, entre las escalinatas de mi barrio, rodeada a veces por turistas, otras por franceses envueltos en rutina, paseaba tarareando La Bohème…

Et ce n’est qu’au matin
Qu’on s’asseyait enfin
Devant un café crème
Épuisés mais ravis
Fallait-il que l’on s’aime
Et qu’on aime la vie
La bohême, la bohême
Ça voulait dire
On a vingt ans
La bohême, la bohême
Et nous vivions de l’air du temps.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s